Ariana

“Hace mucho tiempo que deseaba que alguien me hiciera unas fotografías, pero no unas imágenes como todas aquellas, si no algo diferente, ALGO MÁGICO.

Pedí al universo y espere la llegada de ese ansiado día…

El comienzo fue toda una sorpresa ya que no sabía cómo sería la sesión, así que me deje llevar por ideas nuevas y en las mejores manos.

Con muchos nervios de a poco fui disfrutando cada momento.

Recuerdo cada cambio de vestuario, cada momento compartido y reído en la sesión.

Fue una mágica sesión con una gran amiga. Nuestras conversaciones de un lugar tan alejado que compartimos y que amábamos. Sentía la confianza de Ronit, ella entendía cada cosa de lo que hablamos, ella entendía cómo era mi mundo (Rapa-Nui).

AL VER MI PRIMERA FOTO ME EMOCIONÉ.

Vi el resultado de mi sueño frente a mis ojos, estaba muy feliz de haber cumplido algo muy lindo que era interpretar lo más humilde y sencillo de mi ser, algo que tiene cada ser humano. Feliz de haber conocido una persona tan linda por dentro y por fuera y agradecida de todo corazón.

Maururu te anga Ronit hai Mahatu! .”